SERVUS HISPANIARUM REGIS



domingo, 24 de septiembre de 2017

1529: SOLIMÁN EL MAGNÍFICO FRENADO A LAS PUERTAS DE VIENA

Meldeman-Plan.jpg
La ciudad de Viena en 1529 según el mapa circular de Niklas Meldeman
El sultán Solimán el Magnífico accedió al trono de la Sublime Puerta el año 1520. Con grandes fuerzas en los Balcanes, pidió al rey Luis II de Hungría  que le rindiera tributo. El monarca magiar hizo matar a los embajadores otomanos como respuesta. Posteriormente solicitó apoyo al emperador Carlos V, pero éste tenía comprometidas sus tropas en Italia en respuesta a las agresiones de Francisco I de Francia , quien había prometido en carta escrita al sultán turco estando preso en Madrid, que abriría un segundo frente en el oeste de Europa para que los otomanos avanzaran por el este.
A la muerte de Luis II en la batalla de Mohács ante los turcos (28 de agosto de 1529), el archiduque Fernando de Austria, hermano menor del Emperador y cuñado del rey húngaro, reclamó el trono y fue elegido rey de Hungría. Ante tales noticias, los otomanos decidieron entrar en Austria y llegaron ante Viena el 27 de septiembre de 1529. Se desconoce con precisión el número de efectivos turcos ya que las estimaciones van desde 90.000 hasta 200.000 hombres.
Muerte de Luis II en la batalla de Mohács (1529)
Los defensores austriacos de la ciudad (poco más de 20.000 hombres) recibieron poca ayuda exterior, aunque a la postre fue relevante. Ésta se componía de tropas venidas de distintos lugares de Europa, pero tenía su núcleo fuerte en 1.500 lansquenetes alemanes  dirigidos por el conde Nicolás de Salm, veterano de la batalla de Pavía, y 700 arcabuceros españoles enviados por la reina viuda María de Hungría, hermana de Fernando. Estos últimos destacaron en la defensa de la zona norte de la ciudad, impidiendo al enemigo establecerse en las vegas del Danubio.
Los otomanos, a pesar de su superioridad numérica, estaban mal equipados para un asedio y su tarea fue obstaculizada por la nieve y las inundaciones. Nicolás de Salm ordenó almacenar en la Viena todas las provisiones disponibles, quemar todas las edificaciones exteriores a la antigua y desgastada muralla de la ciudad, reforzar ésta, levantar empalizadas en los límites con el Danubio y ordenó la salida de la plaza de los habitantes que no pudieran contribuir a su defensa (niños, mujeres, ancianos y clérigos). Para evitar que el rebote de los disparos hiriera a los defensores, hizo levantar los pavimentos de piedra de la ciudad y edificar con ellos una segunda muralla dentro de la antigua.
Fernando de Austria, como Rey de Romanos en 1531
Las constantes lluvias impidieron que los otomanos utilizaran con efectividad las armas de fuego, que habían contribuido a las tomas de Constantinopla, Rhodas y Belgrado. 
Los jenízaros intentaron sin éxito asaltar las brechas de la muralla, pues las alabardas de los lansquenetes alemanes y el tiro eficaz de los arcabuceros españoles, les cerraron el paso. Por primera vez desde su formación como cuerpo militar, los jenízaros se quejaron de perder sus vidas sin nada a cambio, y obtuvieron la promesa de donativos para seguir combatiendo. La falta de provisiones, las bajas (entre 15.000 y 20.000 soldados) y la impotencia, hicieron mella en las tropas otomanas.
Solimán se retiró a mediados de octubre a Constantinopla renunciando a proseguir el asedio. 
Nicolás de Salm, que tenía 70 años en el momento del asalto turco, murió en 1530 a consecuencia de las heridas recibidas. Su sarcófago renacentista se encuentra en la Iglesia Votiva de Viena.
Monumento en Viena a Nicolás de Salm, alma de la defensa de la ciudad en 1529
El Sultán quiso intentar de nuevo la conquista de la ciudad en 1532, pero encontró a los defensores apoyados por un gran ejército bajo el mando del propio emperador Carlos V, y no pudo acercarse a ella.
Con todo y con eso, la amenaza turca se mantuvo con la casi total ocupación del Reino de Hungría, que hizo necesaria la firma de una tragua con los otomanos en 1545.
Habría de transcurrir siglo y medio para volver a contemplar a la ciudad vienesa bajo asedio otomano, concretamente durante el reinado del emperador Leopoldo I, en el año 1683. También en esta ocasión, la acción se saldó con el triunfo de los defensores.

miércoles, 20 de septiembre de 2017

CENTENARIO DE LA AVIACIÓN NAVAL ESPAÑOLA (1917-2017)



El 13 de septiembre de 1917 se creaba, por Real Orden de Su Majestad el Rey don Alfonso XIII, la Aviación Naval Española. Era por aquel entonces ministro de Marina, el Almirante don Manuel de Flórez y Carrió. Contaba con una escuela en Cartagena y estaciones aeronavales en Cádiz, Cartagena y Ferrol; y destacamentos en Marín y Mahón.
Rebautizada en 1920 como Aeronáutica Naval, Rebautizada en 1920 como Aeronaútica Naval, para englobar a los globos aerostáticos, empezó usando tres aviones Avro 504k y cuatro Martinsyde Buzzard, todos ellos de fabricación británica y cuyas ruedas se podían cambiar por flotadores. 
En 1922 el buque vapor "España 6" fue habilitado como portahidroaviones (transportando los hidros "Glider") y rebautizado como "Dédalo".
En septiembre de 1925, la Aeronáutica Naval aportaría su primer hito en los anales de la aviación mundial con el primer desembarco aeronaval de la historia en Alhucemas.
Esta especialidad fue disuelta en mayo de 1937 por el gobierno republicano, y al terminar la Guerra Civil Española su material pasó al Ejército del Aire. 
En 1954 se forma el Arma Aérea de la Armada con la compra de tres helicópteros estadounidenses Bell 47G Sioux. Tres años más tarde, con la llegada nuevos aparatos -los Sikorsky S55- el Arma Aérea fija su base en Rota (Cádiz). 
En 1967 llega un nuevo “Dédalo”, En 1967 llega un nuevo "Dédalo", el antiguo portaaviones estadounidense USS Cabot, con el que la Armada Española consigue un nuevo hito mundial, al convertirse en la primera fuerza naval en usar aviones de despegue vertical, los AV-8A Harrier en un portaaviones, una práctica que se mantiene en la actualidad con los Harrier II.
Cien años de existencia en los que la Aviación Naval ha sufrido un proceso de transformación continuo hasta convertirse en un arma multidisciplinar y singular de especial relevancia para la Armada.
S.M. el Rey don Felipe VI pasa revista durante los actos del Centenario en la base de Rota
Foto: Antonio Vázquez
El progreso de la Aviación Naval no se podría explicar sin la tenacidad y perseverancia propias de figuras como: los hermanos Wright, Dumont, Von Zeppelin o los españoles: Torres Quevedo, el coronel Vives Vich o el capitán de corbeta Cardona.
Hoy, en los albores del siglo XXI, la Armada cuenta con una Flotilla de Aeronaves moderna y equilibrada que, desde tierra o embarcada en buques de desembarco y proyección, fragatas o patrulleros de última generación, aporta unas capacidades irrenunciables en la Defensa y Seguridad de España.

lunes, 18 de septiembre de 2017

RUPERT, CONDE PALATINO DEL RHIN: UNA VIDA POR LOS ESTUARDO

Coat of arms of Rupert, Count Palatine of the Rhine, KG.png
Armas de Rupert, Conde Palatino del Rhin

Rupert, Conde Palatino del Rhin, Duque de Baviera, primer Duque de Cumberland, primer Conde de Holderness, conocido como Príncipe Ruperto del Rhin, nació en Praga (Sacro Imperio Romano Germánico), el 17 de diciembre de 1619 . Era el hijo menor del príncipe alemán Federico V, Elector Palatino y de su esposa Elisabeth, hija mayor de Jacobo I de Inglaterra
Como sobrino del rey Carlos I de Inglaterra, Rupert recibió del monarca los títulos de Duque de Cumberland y Conde de Holderness. Era además primo hermano de Carlos II de Inglaterra y su hermana, la Electora Sofía, fue la madre de Jorge I.
El príncipe Rupert optó por la carrera de las armas, combatiendo contra España en los Países Bajos durante las fase final de la Guerra de los Ochenta Años (1568-1648), y contra el Emperador del Sacro Imperio en Alemania durante la Guerra de los Treinta Años (1618-1648). 
Battle of Marston Moor, 1644.png
Escena de la Batalla de Marston Moore (1644), durante la Guerra Civil Inglesa
A los 23 años, fue nombrado comandante de la caballería realista durante la Guerra Civil Inglesa (1642-1646), llegando a ser general del ejército de Carlos I. Su energía en el combate (carga a galope) se veía a menudo lastrada por su impaciencia juvenil, que provocaba fricciones con el resto de altos mandos.
Tras perder la ciudad de Bristol se rindió a las tropas parlamentarias y fue desterrado de Inglaterra. 
Sirvió a Luis XIV contra España, y luego como corsario realista en el Caribe y en el Mediterráneo, atacando las naves inglesas de  Cromnwell. 
Rupert of the Rhine.jpg
El príncipe Rupert
Tras la Restauración Inglesa, Rupert regresó a Inglaterra para servir a Carlos II Estuardo, llegando a ser uno de los principales comandantes navales ingleses durante la Segunda y la Tercera Guerra Anglo-Holandesa.
En esta etapa de su vida militar, mostró una mayor madurez e hizo contribuciones impresionantes y duraderas a la doctrina y el desarrollo de la Royal Navy.
El Príncipe Rupert en tiempos de la Restauración. Retrato de Peter Lely.
Como hombre culto que era, apoyó la invención científica (contaba con un gran laboratorio en el Castillo de Windsor) y la creación artística. Fue también autor de grabados y financió exploraciones en América del Norte. Se le considera como uno de los personajes más característicos de la Restauración, siendo uno de los fundadores de la Royal Society.
Carlos II le nombró primer gobernador de la Compañía de la Bahía de Hudson. Desde esta nueva responsabilidad, Rupert dio forma a la geografía política del actual Canadá (la Tierra de Rupert fue nombrada en su honor) y jugó un papel relevante en el temprano comercio atlático de esclavos.
Rupert murió en Londres el 19 de noviembre de 1682, a los 62 años de edad y fue enterrado en la Abadía de Westminster.

domingo, 17 de septiembre de 2017

NUEVO CURSO 2017-2018


Queridos amigos y seguidores de "Salón del Trono":
Comenzamos hoy la que es nuestra octava temporada como Blog.
Iniciábamos nuestra andadura en septiembre de 2010 y continuamos avanzando.
Gracias a todos por su deferencia y apoyo.
Tres golpes de alabarda y...¡Se reabren las puertas de este su "Salón del Trono"!
Sean todos muy bienvenidos.


viernes, 15 de septiembre de 2017

ESTAMOS DE VUELTA



Con alegría y ánimo renovado, "Salón del Trono", prepara la apertura de sus puertas para dar comienzo a una nueva e ilusionante temporada.
Estamos de vuelta.

martes, 11 de julio de 2017

VACACIONES EN "SALÓN DEL TRONO"

QUERIDOS AMIG@S Y SEGUIDORES:

Bien entrados los rigores del estío, "Salón del Trono" cierra sus puertas hoy, 11 de julio, y las volverá abrir, Dios mediante, el próximo día 14 de septiembre.
Deseamos a todos aquellos quienes, dentro y fuera de nuestras fronteras, se acercan a esta estancia virtual dedicada a la Historia, la Falerística, la Heráldica, la Nobiliaria y las Órdenes y Corporaciones Caballerescas; disfruten de un muy feliz verano.
Muchas gracias por su fidelidad, preguntas, opiniones, colaboración y simpatía.
Son todos ustedes quienes hacen posible este sueño virtual.

Como en años anteriores, en julio y agosto, queda abierto nuestro "Buzón de vacaciones", para aquellas noticias que no pueden esperar.
Les emplazamos pues, al mes de septiembre, para comenzar una nueva temporada de este su Blog, que buscará durante este tiempo nuevas fuentes de inspiración allá donde sus pasos le lleven.
Un afectuoso y caballeresco saludo.

miércoles, 5 de julio de 2017

UNA MEDALLA DEL ARCHIDUQUE OTTO DE HABSBURGO LORENA

El Archiduque Otto el día de la coronación de sus padres como Reyes Apostólicos de Hungría

S.A.I.R. Otto de Habsburgo Lorena, Archiduque de Austria, el recordado príncipe europeísta, hijo mayor de S.M.I.R. Carlos I, último emperador austro-húngaro; apareció por vez primera en una medalla a los cuatro años de edad.
Se trataba de una pieza que, en plena Primera Guerra Mundial, el Imperio Austro-Húngaro dedicaba al Príncipe Heredero de la nueva Familia Imperial y Real, encabezada por los emperadores Carlos I y Zita, que acababan de subir al trono de la Monarquía Dual a la muerte del venerable Francisco José I en 1916.
Se trata de una pieza de bronce, grabada por Kautsch, con forma romboidal de lados iguales.
En su anverso se muestra la efigie del niño Príncipe con una graciosa cabellera rizada. Le acompaña una inscripción latina con su nombre: "FRANCISCUS JOSEPHUS OTTO".
En el exergo nueva inscripción latina con la fecha de su nacimiento: "NATUS DIE XX NOV(embris) MDCCCCXII" (20/11/1912).
Anverso de la medalla
Foto: fr3bdx

El reverso, de bella factura heráldica, presenta las armas de los Habsburgo-Lorena, con corona real al timbre, y de las que brotan dos ramas de laurel.  Completan el conjunto cuatro remaches equipolados y la inscripción latina en letras mayúsculas de tipo modernista austriaco (Sezesion): "FLAGRANTE TERRARUM ORBE 1914-1916"; que podría ser traducido "ad sensum" como: "Para que le sea notorio al mundo entero (a todo el orbe terráqueo)". Las fechas indican la cronología desde el inicio de la Primera Guerra Mundial hasta el momento de la coronación del emperador Carlos I.

Reverso de la medalla
Foto: fr3bdx